HONG KONG Y MÉXICO: OTRO EJEMPLO DEL DOBLE RASERO IMPERIALISTA

Los acontecimientos parecen repetirse una y otra vez a lo largo del tiempo y de la geografía mundial. En paralelo también se repite la manipulación mediática en torno a ellos. Así como la hipocresía y el cinismo con el que actúan los gobiernos occidentales al servicio de las grandes corporaciones que les financian.

 
En Hong Kong, por ejemplo, asistimos a una nueva “primavera” patrocinada por Washington bajo el falso argumento de la lucha por la democracia y las libertades. El patrón a seguir es el mismo al utilizado en las “primaveras árabes” o “revoluciones de colores” anteriores, como en Egipto, Libia, Siria, Ucrania, etc. Estados Unidos – con el apoyo y la complicidad de los gobiernos europeos y los grandes medios internacionales – a través de sus múltiples organizaciones o fundaciones “pro-democráticas” (como la NED o el NDI) financian, entrenan y dirigen a múltiples grupos opositores con el mandato de que creen el caos y la violencia dentro de aquellos países cuyos gobiernos no se someten a sus intereses geopolíticos y económicos (en Medio Oriente financian directamente a terroristas yihadistas como los miembros del Estado Islámico [1]).
 
Son muchos los analistas y los medios independientes que han aportado sobradas pruebas de que en Hong Kong no existe ninguna “revuelta popular” mayoritaria o una “revolución pro-democrática” [2], tal y como como difunden masivamente los grandes medios corporativos internacionales, sino una injerencia extranjera adornada con eslóganes, consignas y reivindicaciones políticas que cualquier demócrata podría suscribir, pero tras la que realmente se esconde un nuevo intento de desestabilizar y aislar internacionalmente a la primera potencia comercial mundial, que junto a Rusia y a otras potencias emergentes (BRICS) desplazarán próximamente al dólar como moneda de referencia mundial y a EE.UU. como primera potencia hegemónica global [3].
 

“(…) El National Democratic Institute, o sea, el imperialismo estadounidense, ha estado discutiendo desde 1997 el estatuto político y electoral de Hong Kong con los lacayos de los monopolios financieros, o sea, con los políticos locales. El Instituto ha reconocido abiertamente mantener reuniones frecuentes con los partidos políticos de Hong Kong, con altos funcionarios y “actores de la sociedad civil”.(…) Los titiriteros de “Occupy Central” beben de las ubres del National Democratic Institute. El director de escena, Beny Tai, es un profesor de derecho que colabora regularmente con el Centre for Comparative and Public Law. En 2006 le nombraron miembro del Comité de Dirección, un cargo que mantuvo al menos hasta el pasado año. Aunque ya no figura en el escalafón oficial, participó en tres conferencias organizadas por el Centro, una de ellas dirigida por él mismo y otra de la mano de Audrey Eu que, según el periódico South China Morning Post, es otra de las cabecillas de “Occupy Central” (…)” [4]

 
Esta supuesta e impostada exigencia de “democracia” por parte de EE.UU. hacia aquellos gobiernos soberanos que no obedecen sus órdenes, contrasta con su apoyo y su silencio hacia otros muchos gobiernos en cuyos países la “democracia” y las “libertades” brillan por su ausencia. Escandalosos son los casos de las dictaduras petroleras del Consejo de Cooperación del Golfo – financiadoras del terrorismo yihadista en Irak y Siria – como Arabia Saudita, Catar, Kuwait, Baréin, etc. Pero también de otros países como Colombia, Honduras, Paraguay… o México.
 
 
En este último país, México, cuyo gobierno títere sí se somete a la política exterior de Washington y a los intereses de las grandes corporaciones occidentales, continúan desaparecidos los 43 estudiantes normalistas que el pasado 26 de septiembre habrían sido víctimas de la represión policial desatada en la ciudad de Iguala, en el Estado de Guerrero. Otras 6 personas (3 de ellas eran estudiantes) fueron asesinados anteriormente en  la Escuela Normal Rural “Raúl Isidro Burgos”. Recientemente han aparecido en el mismo municipio de Iguala varias fosas comunes con al menos 28 cadáveres que fueron calcinados e incluso descuartizados en algunos casos. La vinculación del alcalde del municipio, José Luis Abarca – que permanece en paradero desconocido -, así como de varias autoridades políticas estatales y policiales en estos crímenes parece fuera de toda duda.
 

“(…) El gobierno federal tenía conocimiento al menos desde el año pasado de hechos delictivos cometidos por el alcalde con licencia de Iguala, José Luis Abarca, quien es buscado ahora por las autoridades estatales tras la muerte de seis personas y la desaparición de 43 normalistas, según documentos y testimonios. (…) Leonor Villa Ortuño, supuesta suegra del Alcalde Iguala, Guerrero, José Luis Abarca Velázquez, afirmó en una grabación difundida a través de las redes sociales la vinculación de su yerno con el grupo criminal “Guerreros Unidos” a cambio de recibir un pago mensual. En el video se muestra maniatada y con la cara cubierta, Villa Ortuño es cuestionada sobre la relación entre José Luis Abarca Velázquez y los “Guerreros Unidos”, a lo que responde: “Mi yerno los protege a cambio de una cuota mensual de dos millones de pesos. Manejan a su antojo a todos los comandantes y policías municipales de Iguala” (…). [5]

 
Desgraciadamente estos terribles sucesos aún sin resolver en el Estado Guerrero no son una excepción en México. La complicidad de muchas de las autoridades políticas a todos los niveles del Estado así como de las fuerzas policiales y militares y la oligarquía mexicana con las mafias y bandas relacionadas con el narcotráfico son una constante en el país [6]. El crimen de Estado, la represión, la corrupción… son prácticas habituales en México, al igual que ocurre en otros países como Colombia. Sin embargo estos países son considerados “democracias” y sus gobernantes son elogiados por los gobiernos occidentales y por la gran prensa financiera internacional. La pregunta es obligada: ¿qué ocurriría si estos estudiantes mexicanos hubiesen sido asesinados y desaparecidos en Venezuela? ¿qué hubieran dicho los halcones y demás voceros norteamericanos y sus medios de propaganda sobre el gobierno de Nicolás Maduro?
 
Todos recordamos la gran campaña mediática lanzada desde Washington contra el gobierno bolivariano en febrero de 2014 a raíz de lo que la propaganda imperialista definía como una “revuelta popular” protagonizada por “pacíficos estudiantes”, aunque en realidad fue el enésimo intento exterior de golpe suave contra Venezuela [7]. La “primavera latina” patrocinada por Washington con el apoyo de la extrema derecha de Colombia encabezada por Álvaro Uribe volvió a fracasar (aunque siguen atacando hoy a Venezuela) y quedó demostrado que ni eran estudiantes ni eran pacíficos [8]. Todo lo contrario de los estudiantes asesinados y desaparecidos en México.
 
Aquella reacción voraz protagonizada por el régimen de EE.UU., los medios internacionales, las organizaciones de Derechos Humanos, gobiernos e instituciones europeos, etc., contrasta con el silencio atronador mostrado ahora frente a los crímenes cometidos por las autoridades contra los estudiantes mexicanos. Es cierto que la manipuladora Jean Psaki, la vocera del Departamento de Estado de EE.UU., se ha visto obligada ha pedir con la boca pequeña que se abra una “investigación completa y transparente” sobre los crímenes cometidos en el Estado de Guerrero. Sin embargo ni Psaki ni nadie desde las potencias e instituciones occidentales ha definido a México como “una dictadura que reprime a su pueblo”, ni nadie ha llamado “caudillo” o “dictador” a Enrique Peña Nieto ni a ningún gobernador o alcalde implicado, ni nadie ha pedido la intervención internacional en un país que está desbordado por la violencia y la corrupción, ni nadie ha propuesto imponer sanciones al gobierno neoliberal mexicano, ni tampoco Obama y el Congreso han aprobado el envío de millones de dólares para la “democrática oposición” mexicana, por poner sólo unos ejemplos.

Tampoco parece que la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) aplique el mismo rasero en México, donde expresa su “extraordinaria preocupación” por el asesinato y desaparición de estudiantes y afirma que este caso “pone en juego el prestigio de México” [9]; y en Venezuela, donde sin que ocurra algo similar a los crímenes mexicanos, en reiteradas ocasiones la CIDH “condenó la represión y la censura en Venezuela” [10], siguiendo las directrices del Departamento de Estado yanqui. Recordemos que esta misma Comisión jamás investigó ni condenó los asesinatos ocurridos en Venezuela durante el Caracazo, a pesar de que las víctimas de aquellos crímenes acudieron a la CIDH. Tampoco consideraron necesario investigar la desaparición de más de 3.500 personas entre 1958 y 1998 en Venezuela (a excepción de 5 casos aislados) [11]. Fue tras la llegada de Hugo Chávez cuando se condenaron los hechos y se indemnizaron y reconocieron a las víctimas.

 
Y, por supuesto, tampoco hemos escuchado desde las potencias imperialistas, ni desde sus medios de comunicación, ni sus organizaciones humanitarias y pro-democracia, ni desde los gobiernos y partidos “socialistas” europeos, ni una sola palabra de condena y de apoyo al gobierno de Venezuela tras el reciente asesinato político a sangre fría del joven diputado Robert Serra y su compañera María Herrera. Un asesinato político que en palabras del Secretario General de la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur), Ernesto Samper, “es una señal de la infiltración del paramilitarismo colombiano en Venezuela” [12], en coordinación con la extrema derecha venezolana.

Para la historia de la infamia quedará también el artículo publicado por el diario de extrema derecha español ABC titulado “El macabro asesinato del diputado chavista Robert Serra en Venezuela”, firmado por la impresentable manipuladora Ludmila Vinogradoff, y en el cual afirmaba que el asesinato de Serra respondía a “la lucha interna entre facciones de militares y grupos radicales de chavistas y maduristas que se disputan el poder económico”. Esta repugnante tergiversación de la realidad fue respondida con la contundencia que se merece por el Ministerio del Poder Popular para la Comunicación y la Información de Venezuela [13].

Por desgracia, asistimos diariamente y de norte a sur a este monumental ejercicio de cinismo, hipocresía y manipulación por parte de los gobiernos, medios, ONGs y organismos occidentales que pretenden dominar el mundo manteniendo narcotizadas a sus dóciles poblaciones.

 
 

[Al igual que ocurrió con las “primaveras árabes” o “revoluciones de colores” imperialistas anteriores, algunos miembros de la izquierda “alternativa” española también se han apresurado a hacer el ridículo más espantoso apoyando este nuevo golpe suave iniciado recientemente en Hong Kong contra China. Cabe destacar a la eurodiputada y miembro de Izquierda Anticapitalista, Teresa Rodríguez, que hace unos días celebraba a través de su cuenta en Twiter al grito de “arriba los que luchan” la llamada “revolución de los paraguas”. Celebré la llegada de Podemos en la medida en la que abría el debate entre la izquierda política y social y movilizaba a sectores populares que de otra manera darían la espalda a la política. Pero este movimiento debería urgentemente aclararse y definirse ideológicamente para no terminar haciéndole el juego desde Europa y más tarde desde España a las grandes corporaciones occidentales. Recordemos también que otro destacado miembro de Podemos, Juan Carlos Monedero, así como otros intelectuales y miembros de la izquierda en España, firmaron en 2011 un manifiesto en apoyo a las llamadas “primaveras árabes”. Otro reciente ejemplo lo encontramos esta misma semana en un medio de izquierdas como Crónica Popular, donde la periodista Mercedes Arancibia defendía en un extenso artículo la “revolución de los paraguas” en Hong Kong y llegaba incluso a compararla con las movilizaciones de “los indignados españoles”. ¿No existen suficientes pruebas hoy en día como para que la supuesta izquierda y los movimientos alternativos dejen de defender lo indefendible? ¿puede la izquierda seguir considerándose progresista y de izquierdas al mismo tiempo que defiende al imperialismo más sanguinario? Los gobiernos imperialistas de la OTAN así como las grandes corporaciones que le dan sentido a esta organización terrorista occidental están encantadas con este tipo de “izquierda” cómplice]. Para más información recomiendo: La complicidad de algunos intelectuales en la guerra imperial contra Siria, de Ángeles Díez Rodríguez. El informe: La tragedia de la izquierda, de Mikel Itulain. O el artículo: Ilusionismo y dominación política (2 de 2). De la primavera árabe al invierno ucraniano, Blog del Viejo Topo.

 
 
NOTAS:
 
[1] Estado Islámico ¿realidad o ficción?,- programa especial emitido por Telesur (12/9/2014)  
 
[2] HONG KONG: otra “revolución de color” empujada y financiada por el poder económico occidental,- artículo de Mikel Itulain (¿Es posible la Paz? 2/10/2014)
 
[3] El comercio de oro en China podría marcar el reinicio del sistema monetario internacional,- información recogida por Jaque al Neoliberalismo, citando un artículo del economista Jim Willie. (7/10/2014) 
 
[4] EE.UU. extiende el caos a Hong Kong,- artículo de Juan Manuel Olarieta (Opinión de Clase, 3/10/2014)
 
[5] México: Paradero incierto de los 43 estudiantes normalistas,- información de agencias publicada en Telesur (7/10/2014)
 
[6] Ayotzinapa, crimen de lesa humanidad,- artículo de Luis Hernández Navarro (La Jornada, 7/10/2014)
 
[7] La Inteligencia de EE.UU. aterroriza Venezuela,- artículo de Nil Nikandrov (Strategic Culture Foundation, 16/5/2014)
 

Anuncios

  1. Mikel Itulain

    Retratas muy bien Adolfo la realidad de estas falsas revoluciones, cuyo objetivo es seguir la agenda e intereses de las corporaciones envueltos en la máscara de la “revolución” y los “derechos humanos”. La izquierda que sigue apoyando esto es algo más que ingenua, en realidad es colaboradora, por determinados intereses, del poder económico occidental. Una prostitución entre “derechos humanos” , “libertad” e “izquierda” que tarde o temprano será repudiada, porque además de ser una impostura nos perjudica a la mayoría de nosotros.
    Un saludo,

    Me gusta

  2. ADOLFO FERRERA MARTÍNEZ

    Es cierto Mikel. En estos momentos en los que tratamos de organizarnos desde diferentes posiciones contra el Régimen del 78, se está produciendo en ocasiones una mezcla de ideas y de líderes que más que concienciarnos nos están confundiendo. Cualquiera que en estos momentos enarbole la bandera contra la corrupción, la regeneración política, la democracia, los Derechos Humanos, la Paz, etc. encuentra un apoyo masivo entre las clases populares. Sin embargo no se matiza, no se define, no se llega al fondo de los asuntos. Cuando en un futuro se toque poder, estallarán estas contradicciones y llegarán las frustraciones. La mayoría de los ciudadanos siguen mirando al dedo que señala la luna. Hablar, por ejemplo, del concepto de “soberanía”, y a la vez defender las “revoluciones de colores” o “primaveras árabes” es un sinsentido. ¿Qué hará esa “izquierda” si mañana llega al poder?

    Mientras escribo este comentario recibo un mensaje de Amnistía Internacional en mi correo, donde me piden apoyo para Siria, insinuando (o no tanto) que la “comunidad internacional” debe actuar en Siria, es decir, invadir militarmente el país y derrocar a Al Assad al que siguen acusan de atentar contra la población civil que se “manifiesta pacíficamente” desde 2011, y sitúan al gobierno sirio en el mismo plano que los grupos terroristas yihadistas de la OTAN.

    Nadie desde la izquierda se atreve a condenar esta forma de actuar. La “izquierda” se deja arrastrar por la corriente favorable, no quiere contradecir al pensamiento popular establecido, manejado desde los medios por el poder económico. Hay mucho cinismo en esta “nueva” y “vieja” izquierda también.

    Gracias Mikel. Un saludo y enhorabuena por tu trabajo de información.

    Me gusta

  3. Rafael Domínguez Losada

    ● Estimado Adolfo Ferrera, excelentísimo tú donde los haya, te ruego que me disculpes unas ligeras correcciones, allí donde nos explicas que: «Algunos miembros de la *izquierda* “alternativa” española también se han apresurado a hacer el *ridículo* más espantoso apoyando este nuevo golpe suave iniciado recientemente en Hong Kong contra China.»
    − En primer lugar decirte que entiendo que te faltó ponerle comillas a tu aseveración en relación a ciertos miembros de la *izquierda*. Tú sabes al igual que quienes somos de tu especie que esos oportunistas mafiosos no son de izquierda alguna, cosa que quiero ilustrar un poco más abajo trayendo a colación un hecho que yo he vivido. Para el resto basta con sacar razón de los hechos y no de los dichos o etiquetas que estos se quieran colgar;
    − y además considero que yerras cuando les atribuyes sentido del *ridículo*. Estos bastardos oportunistas psicópatas no tienen tal sentido, sino el temor a que se les pueda poner en evidencia, por gente decente, sus indecencias de cara a los alienados . Menudo recochineo se traen quienes personalmente sé que van a la política pensando en defraudar en pro de mejorar sus situación económica todo lo posible y por todos los medios (uno del PSOE bien situado en la actualidad, en sus inicios cuando aún era prácticamente un mozolbete, a mí llegó a considerarme demasiado noble, como forma de tirarme los tejos desde una mesa al lado de la mía en la “Cafetería Bar Azul” de Cangas del Narcea, por ver si entraba al juego también yo).
    ● Para esa especie de psicópatas oportunistas, cegados sus sentimientos por el símbolo símbolo del oro ante sus retinas, afanados como están en proveerse en lo posible de él por cualquier medio, lo único que les preocupa es quedar impunes y lo mejor situados posible en pro de ellos y de su puta raza; y claro, para quedar impunes: ¡Cuánto más dulce sea el trague de los oprimidos… Si no católicos confesos, *sí* que lo son como católicos convictos que se aprovechan del “statu quo” impuesto por la mafia católica ya por dos milenios, en detrimento del resto social. Están a llenarse el plato todo lo posible y a repartírselo como lobos una vez que hicieron buena caza (no hay más que ver los besamanos habidos a la Iglesia por María Teresa Fernández de la Vega Sanz en representación del PSOE y cómo incumplieron de largo y muy abusivamente su “mandato” al respecto, ítem respecto a la OTAN, etc.).
    ● Si en vez de ser corderillos, fuésemos tigres de bengala, esta ralea estaría en la páginas de la historia, apenas comenzados estos dos milenios (de hecho no hubiera colado nada de eso).
    ● Saludos, abrazos y muchos besos; que hoy estoy de un amoroso subido y tal y eso (quizá imbuido por las tres virtudes teologales). ¡Como veréis tampoco yo tengo mayor sentido del ridículo!

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s