ALGUNAS PREGUNTAS PARA COMPROBAR SI PEDRO SÁNCHEZ Y EL "NUEVO" PSOE SON SOCIALISTAS

Lo que define a un partido o a un dirigente político son el conjunto de políticas públicas que defiende y que aplica si tiene poder para hacerlo. Es el modelo político y económico que se defiende a nivel nacional e internacional el que define ideológicamente a una formación política o a un dirigente o ciudadano común. Observando a qué clases sociales benefician esas políticas o modelos que se proponen, dependiendo de quién ejerza el poder real en esa sociedad, de quién detente la propiedad y la gestión de los recursos colectivos, de quién se beneficie de la riqueza del país, del grado de implicación política de las mayorías populares en la toma de decisiones… podremos saber qué ideología y qué adjetivo calificativo corresponde a cada partido, dirigente, ciudadano, gobierno u organización. Los hechos deben precedernos y mantenerse en coherencia con la ideología que se dice defender. Cuando esto no ocurre, cuando los hechos chocan frontalmente con los principios ideológicos que supuestamente se defienden, las siglas se convierten en burda propaganda y se utilizan como una marca electoral y un producto de mercadotecnia dirigido a los incautos ciudadanos para alcanzar o mantener el poder.

 
En resumen esto es lo que le ocurre desde hace décadas al PSOE. Ya desde los tiempos de Felipe González el PSOE dejó de ser un partido “socialista” y “obrero”, sin embargo estas siglas y estos adjetivos siguen vigentes y continúan utilizándose para presentarse ante los ciudadanos como “un partido alternativo a la derecha” que defiende los intereses de las clases trabajadoras y populares. Ahora estamos asistiendo a una supuesta “regeneración” del PSOE que en el fondo no es más que un lavado de imagen mediático que busca perpetuar el bipartidismo y mantener con vida al decadente Régimen del 78. De Pedro Sánchez sabemos que formaba parte …..  También sabemos que es el candidato de la oligarquía financiera y empresarial del IBEX 35. No lo digo sólo yo, sino que los propios medios del régimen lo reconocen. [Pedro Sánchez pide cita con los ‘jefes’ del Ibex para que tiendan puentes con el PSOE. (El Confidencial, 25-7-2014)]
 

Pedro Sánchez, nuevo secretario general del partido socialista, se ha dirigido oficialmente a los presidentes de las principales compañías del Ibex para solicitar reunirse con ellos en las próximas semanas (…) El principal objetivo del socialista sería tender puentes con la gran empresa y lavar su imagen más ‘populista’ (…) El movimiento ha sido bien acogido por los ‘jefes’ del mundo del dinero. “Este país necesita un PSOE fuerte”, dijo recientemente el presidente de una de las diez mayores empresas del Ibex 35. ¿El motivo? Los empresarios consideran que lo que más le conviene a España es una oposición cohesionada y coherente. La intención de la nueva cara visible del PSOE es presentarse a los máximos ejecutivos del Ibex 35 para exponerles su agenda de cara a las elecciones municipales, autonómicas y generales de 2015. O dicho de otro modo: tender puentes con el poder económico, una relación clave para obtener su respaldo con vistas a los comicios del año próximo. “Cuando más ha crecido España es cuando los líderes empresariales y políticos han ido de la mano”, señala este mismo presidente, que pide no ser citado.

 
Sobra decir que cuando la oligarquía habla de “lo que más le conviene a España” se refiere concretamente a lo que más les conviene a las clases capitalistas que dirigen junto a la Troika la política económica de este país. La oligarquía española y por extensión la europea saben que el “nuevo” PSOE no va a suponer ningún problema para que sigan haciendo negocios en España y continúen expoliando los recursos colectivos del país empobreciendo cada día más a sus clases trabajadoras y más vulnerables. 
 
El pasado mes de mayo, los empresarios fueron a la Moncloa a reunirse con Mariano Rajoy para evaluar la mejoría de los indicadores macroeconómicos y mostrarle su apoyo antes de las elecciones europeas. (…) Las interlocuciones entre los empresarios y los políticos son muy habituales. Además del lobby en el que se sientan Alierta, Isidoro Álvarez (El Corte Inglés), Emilio Botín (Banco Santander), Ignacio Sánchez Galán (Iberdrola) o Juan Roig (Mercadona), también hay otros, como el Foro Puente Aéreo, que reúne a 34 ejecutivos de primer nivel de Madrid y Barcelona. A principios de año, este grupo convocó al entonces al príncipe Felipe, hoy Rey de España, que se citó con una veintena de empresarios en casa de la familia Godó. Con anterioridad, Rubalcaba había inaugurado la nueva sede de Repsol gracias a la invitación de Antonio Brufau, mientras que a la vicepresidenta Soraya Sáenz de Santamaría le rindieron honores en la sala del consejo de administración de Endesa en nombre de la citada organización.    
Al contrario de la imagen que han tratado de transmitir desde el PSOE y los medios de comunicación del régimen, Pedro Sánchez no es ningún recién llegado a política: “es vocal de la Comisión de Economía y está adscrito a la de Industria y Energía, así como a la de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente. (…) con 26 años fue designado asesor de la eurodiputada socialista Bárbara Dührkop y jefe de gabinete del ex ministro Carlos Westendorp. También ha sido concejal elegido por Trinidad Jiménez y miembro del “aparato” de Ferraz de la mano de José Blanco”. [leer más información] Sabemos también que fue miembro de la Asamblea General de Caja Madrid (por parte del PSOE a través del Ayuntamiento de Madrid) cuando se aprobaron las emisiones de preferentes. Como consejero de Caja Madrid aprobó junto a otros muchos “socialistas” la gestión del delincuente Miguel Blesa al frente de la entidad. [leer los 40 socialistas que respaldaron al banquero Blesa a cambio de dinero, favores o créditos]

Pero más allá de su pasado, preocupa su presente. Su modelo político y económico sigue siendo el mismo de Rubalcaba, de Zapatero, de Felipe González, del Comisario Almunia o del responsable político de miles de muertes civiles Javier Solana (por cierto, recientemente dos premios Nobel de la Paz y más de 100 académicos, periodistas y activistas de Derechos Humanos pidieron por carta a la organización Human Rights Watch que – entre otras cosas, como que HRW rompa sus vínculos con los gobiernos de Washington – expulse al ex-secretario general de la OTAN, Javier Solana, de su junta directiva, algo que los grandes medios ni se han molestado en contarnos). Pedro Sánchez es heredero ideológico de todos ellos. Los “nuevos” dirigentes del PSOE deberían responder por ejemplo si están dispuestos a vender el país y empobrecer a los trabajadores para pagar a los especuladores una “deuda soberana” ilegítima y además impagable, algo que quedó plasmado en la Constitución Española tras la modificación del artículo 135 de forma totalmente antidemocrática por parte del PP-PSOE. ¿Cuál es el modelo de financiación alternativo a la dictadura impuesta por los “mercados financieros” que propone Pedro Sánchez? Deberíamos preguntarle también al nuevo secretario general del PSOE, un partido que dice defender los servicios públicos, si apoya la Ley 15/97 de Nuevas Formas de Gestión que ampara la entrada masiva de la empresa privada en la gestión de todo tipo de centros sanitarios. El “viejo” PSOE votó a favor de la aprobación de esta ley, y los gobiernos de Zapatero ni se plantearon derogarla; ¿derogará esta ley el “nuevo” PSOE si gobierna? [leer Las leyes contra la sanidad pública que no quieren recordar el PSOE y los medios “progresistas”]

Los dirigentes del PSOE salidos del Congreso Extraordinario celebrado este fin de semana en Madrid, deberían explicarnos cómo se puede ser socialista y no defender que los sectores estratégicos de la economía estén en manos del Estado y bajo gestión y control público, y mucho más cuando hoy en día se está demostrando que cuando los recursos de un país son propiedad de una oligarquía minoritaria no benefician a las mayorías populares y al interés general sino que sirven para que se enriquezcan más aún las clases capitalistas del país. ¿Qué defiende el “nuevo” PSOE, más planificación y regulación del Estado en la economía o más libre-mercado desregulado?

Pedro Sánchez debería explicarnos también qué piensa del Tratado de Maastrich, del Tratado de Lisboa, de nuestra permanencia en el Euro tal y como está configurado, elementos que arrebataron la soberanía monetaria y económica al Estado español en beneficio de los “mercados”. Deberían explicarnos por qué un partido que dice ser “socialista” apoya junto al PP los “tratados de libre comercio” que sólo benefician a las grandes corporaciones, como el Acuerdo Transatlántico que se negocia entre las élites económicas y políticas de EE.UU y la UE que asestará un golpe mortal a nuestra pequeña industria y precarizará aún más el empleo, entre otras cosas. O por qué siguen defendiendo que España forme parte de la organización terrorista OTAN, el brazo armado de las grandes corporaciones occidentales.

¿Qué opina el economista Pedro Sánchez de los BRICS y el nuevo orden mundial que ya está en marcha y qué papel quieren que ocupe España en este nuevo escenario mundial? ¿Cuál será la relación del “nuevo” PSOE con el PSUV de Venezuela? ¿Seguirán apoyando a la derecha fascista en América Latina o van a apoyar a los gobiernos de izquierdas y los procesos de emancipación y soberanía de los pueblos latinoamericanos? ¿Qué piensa Pedro Sánchez del auge del fascismo en Ucrania apoyado por EE.UU y la UE? ¿Apoya y da legitimidad Pedro Sánchez al régimen ucraniano y a los crímenes de Estado que está cometiendo contra la población civil en Donbass? ¿Qué piensan sobre la Rusia de Putin, será considerada estratégicamente como una potencia aliada de España o como un “peligro para la paz mundial” tal y como defiende EE.UU que pretende que la OTAN asalte militarmente Moscú? ¿Apoya el “nuevo” PSOE las sanciones contra Rusia impuestas por Washington? ¿Pedirán también sanciones para el Estado terrorista de Israel y el régimen neonazi de Poroshenko? ¿Apoya el “nuevo” PSOE las llamadas “primaveras árabes” patrocinadas y financiadas por los imperialistas de EE.UU y la OTAN? En política internacional el “nuevo” PSOE quiere que España sigue siendo un país títere de Washington, cuyo modelo económico capitalista y cuyo modelo político bipartidista pretenden imitar en España. ¿Se puede hablar de “Socialismo”, de “Democracia” o de “Derechos Humanos” teniendo a EE.UU como referencia a seguir?

Estimado embajador: Quedan pocos días para que tenga lugar el Congreso Extraordinario que hemos convocado tras las elecciones al Parlamento Europeo, y que elegirá una nueva dirección para nuestro partido. Le escribo para darle las gracias por su amistad y por la buena relación que hemos tenido estos años (…) A partir de ahora quedo a su disposición en el Parlamento Europeo, también como presidenta de su Comisión de Derechos Humanos. Deseo que la cooperación entre nuestros países sea siempre la mejor y que juntos alcancemos los mayores éxitos (…) Le deseo mucho éxito en su misión (…) [carta de Elena Valenciano al embajador de Israel en España el 9 de julio de 2014, cuando el Estado sionista ya había iniciado la operación terrorista “Guardián del Hermano” y estaba bombardeando, asesinando y reprimiendo a la población civil palestina, incluidos niños]

Son muchas las preguntas que podrían añadirse, como las referentes a la monarquía, la Iglesia, la ley electoral, las “puertas giratorias”, la financiación de los partidos, los medios de comunicación, en qué sectores y de qué manera van a crear los 5 millones de puestos de trabajo que necesitamos, qué vamos a producir y a quién se lo vamos a vender, etc., pero basta con las preguntas anteriormente señaladas para comprobar que el sistema político y económico a nivel nacional e internacional que defienden desde el “nuevo” PSOE  de Pedro Sánchez es el mismo sistema de globalización capitalista vigente actualmente. Pedro Sánchez y el “nuevo” PSOE no proponen ningún modelo para España y para Europa alternativo al Neoliberalismo. ¿Cuál es el proyecto socialista del nuevo partido socialista, el mismo “capitalismo social” de siempre, “humanizar al capitalismo” tal vez? ¿Dónde está la diferencia entonces con el “viejo” PSOE?  

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: